Entré en Burguer King

Entré en Burguer King silbando el himno de Riego.

Pedí juguetes, papeles y pegatinas. A cambio, me dieron una comida apestosa y una bebida hecha a base de agua y polvos.

Entre los objetos que había comprado destacaba una corona de papel dorado. Salí de Burguer King. En la esquina, había un pobre pidiendo limosna. Me acerqué a él y emulé a Alejandro:

-Tú pides como pobre. Yo te doy como rey.

Y puse mi corona en su cabeza y una grasienta hamburguesa en sus manos.

Zaragoza, candidata a organizar Las Olimpiadas de Pollos de Burguer King

Hoy he mandado este mensaje. Se lo voy a leer y después les explico: “Por la presente, envío la candidatura de mi ciudad, Zaragoza, para ser la sede oficial de la Olimpiada de Pollos que su empresa va a organizar en alguna ciudad española. Zaragoza ha demostrado de sobra que puede organizar eventos de esta magnitud y es una ciudad muy capaz de afrontar retos de futuro. Deseamos que la Olimpiada de Pollos se celebre en Zaragoza para que el evento dinamice la ciudad y nos sitúe, de una vez por todas, en el mapa. Además, creemos que esta celebración puede hacer que crezcan nuestras opciones para ser capital europea de la cultura en el año 2016. Tal y como ustedes exigen en sus bases, Zaragoza tiene una relación innegable con el mundo del pollo. Zaragoza es considerada la capital del pollo.  Les invito a comprobarlo en enlaces como este. Respecto al apoyo institucional y popular, no hay ninguna duda de que el asunto saldría adelante y de instalaciones vamos más que sobrados. Esperemos que valoren positivamente nuestra candidatura. Muchas gracias”. Ya lo ven. La empresa de comida rápida Burguer King quiere organizar una olimpiada de pollos y yo me he tomado la libertad de presentar la candidatura de Zaragoza. A ver si después de las Olimpiadas, la Expo, la Capitalidad Cultural, Exponabo y otros asuntos no nos vamos a apuntar a la Olimpiada de Pollos. Vamos a por todas. Ahora que vengan los catalanes a presentar su candidatura.